IMSS DE REYNOSA PROMOVIÓ IMPORTANCIA DE LA HIGIENE EN DÍA MUNDIAL DE LAVADO DE MANOS

· La técnica correcta para el lavado de manos, es común y sencilla, y solo lleva de 40 a 60 segundos realizarla
· Por falta de éste hábito se originan enfermedades dermatológicas, gastrointestinales e infecciones respiratorias
Al conmemorarse en éste mes el “Día Mundial de la Higiene de Manos”, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Tamaulipas, realiza una intensa promoción en los módulos de Atención Preventiva Integrada (PrevenIMSS) para que la población derechohabiente conociera la técnica correcta de lavado y desinfección de manos.
La directora de la Unidad de Medicina Familiar (UMF) No. 33 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Reynosa, doctora Araceli Magdalena Garcia Hernandez, informó que la higiene de manos es la medida preventiva más eficaz para evitar enfermedades de tipo gastrointestinal, respiratoria y dermatológica, “de ahí la importancia de realizarse de manera correcta”, apuntó.
El procedimiento, dijo, es común y sencillo, solo lleva de 40 a 60 segundos, pero desafortunadamente sólo un 20 por ciento de la población lo hace en forma adecuada.
Explicó la especialista en medicina familiar del Seguro Social, que al no tener las manos debidamente lavadas, el proceso de contagio inicia, por ejemplo, al tocar un objeto -como un teléfono o el tablero de una computadora-, los gérmenes se establecen en las palmas de las manos y al tocarse la cara, especialmente la boca, ojos, nariz u oídos, las bacterias se introducen al organismo.
Para un correcto lavado de manos, apuntó que únicamente se necesita agua, jabón y toallitas de papel desechable y retirarse el reloj, anillos y pulseras.
“Posteriormente se aplica jabón, de preferencia líquido, y se friccionan las palmas de las manos con movimientos giratorios, se continúa con el dorso y entre los dedos, por lo menos durante 15 segundos y hasta 10 centímetros por debajo de los pliegues de las muñecas”, detalló.
Así mismo, dijo que se debe poner énfasis en el lavado de uñas, agrupando los dedos y tallando en círculos las palmas de las manos, al final se enjuagan ambas extremidades, una por una, sin frotar, “finalmente, se secan con toallas desechables, y con la misma toalla se cierra la llave del agua y se abre la puerta del baño y al salir se tira en el bote de la basura”.
La higiene de las manos, por lo menos, debe ser antes de cada comida y después de ir al baño, aunque lo ideal es asearse todas las veces que sea necesario, dado que gérmenes y bacterias se encuentran al aire libre, puntualizó la directora de la clínica N° 33 del IMSS.